Establece metas para cumplirlas en el 2013

Home / Capacitación / Establece metas para cumplirlas en el 2013

Establece metas para cumplirlas en el 2013

¿Tienes grandes metas para el próximo año?.  Asegúrate de que sean precisas para poder alcanzarlas y que sean un verdadero logro para ti. Estudios recientes marcan la diferencia en la manera de establecer metas según el hemisferio del cerebro, de acuerdo al que más utilice la persona. Si una persona usa más el hemisferio izquierdo y establece metas para una persona que usa más el hemisferio derecho, sólo logrará frustrarse.

Si eres un pensador del hemisferio izquierdo del cerebro y te comportas de una manera tranquila y centrada, seguramente creaste una estricta agenda con objetivos claros y con una lista de tareas bien documentada.

Por el otro lado, si eres un pensador que usa más el hemisferio derecho del cerebro, quiere decir que eres más abstracto y creativo, por lo que el definir metas no te crea problema, el reto es cumplirlas ya que las personas que usan más el hemisferio derecho son soñadoras y generalmente el concretar las tareas se les dificulta.

Tres pasos para establecer metas.

Así que, sin importar cuál de los dos hemisferios uses los primeros tres pasos para conseguir las metas son:

1. Escribe metas medibles.
Las estadísticas marcan lo importante que es esto. Las personas que anotan sus metas son 33% más propensos a lograrlas. Pero al igual que escribirlas, también asegúrate de establecer un mecanismo de medición, una meta medible debe ser cuantificable en tiempo y en cantidad.

2. Genera una lista detallada y organizada.
Uno de los problemas más comunes en el cumplimiento de metas, es que les ponemos fechas de cumplimiento a varios meses, el problema es que si una meta se le pone fecha a 3 meses, lo más seguro es que mañana no hagas nada al respecto. En cambio, si estableces metas mensuales o mejor aún semanales, lo más seguro es que empieces hoy mismo.

3. Haz cada objetivo SMART.
Objetivos SMART (por sus siglas en inglés) son específicos, significativos, alcanzables, relevantes y a tiempo. Ésta técnica sirve para redactar tus metas inteligentemente. Por ejemplo: Si una persona tiene la meta de participar en un triatlón, y sólo lo redacta de esa forma, lo más probable es que renuncie a la meta por miedo a no lograr terminar el reto. Si lo redacta con la técnica SMART tendríamos algo así:

Específico: Participar en el triatlón de Valle de Bravo del 23 de febrero y terminar en un tiempo de 3 horas, con buena condición física y saludable.

Significativo: Lograr una buena participación en mi primer triatlón

Alcanzable: Entrenar durante 2 horas diarias en las tres diferentes disciplinas del triatlón para tomar condición y practicar tiempos.

Relevantes: Ejercitar mi cuerpo y mi mente para mantenerme en buena condición física y psicológica.

Tiempo: Al 23 de febrero.

Estos pasos son útiles en el establecimiento de metas para todo tipo de personas, sin importar el hemisferio de cerebro que uses más. Sin embargo, lo de menos es la declaración de los objetivos, ¿éstos realmente van a funcionar contigo?.  Es probable que escribas una lista cuidadosa de los objetivos SMART, pero honestamente ¿cuántas veces la vas a ver?, ¿Sigues aún trabajando en los mismos objetivos que escribiste a principios del año pasado?, ¿Tu lista de objetivos se parece a la siguiente lista?

Si las respuestas fueron afirmativas en las dos últimas preguntas continúa leyendo.

Lograr metas para pensadores de hemisferio izquierdo:

Seguramente tienes una personalidad metódica, tranquila y constante, si eres una persona que suele usar más el hemisferio izquierdo se te hará raro el cuestionamiento sobre el logro de objetivos, ya que, a este tipo de personas no se le dificulta lograr sus metas con mucha frecuencia, sin embargo, éstas suelen ser repetitivas, poco ambiciosas y generalmente aburridas. De lo anterior, te sugerimos regresar a las metas y revisar que tus objetivos estén alineados a tus sueños. Con el paso del tiempo las personas que usan el hemisferio izquierdo sueñan menos que los que usan el hemisferio derecho.

Para estimular la creatividad, puedes revisar los libros o películas que veías cuando eras niño o adolescente y remontarte a esa época. ¿Qué sentías?, ¿Qué pensabas?, ¿En qué soñabas?.  Quizá puedas reencontrarte con metas olvidadas o extraviadas en el pasado, si es el caso puedes rescatar una o varias metas para este año.

Si eres de los que ya cumplió las metas que tenías cuando eras más joven, puedes unirte a los objetivos de tu familia, amigos o del trabajo, busca en internet libros, películas, revistas y piensa en nuevos retos para este año, desde viajar, comprar o invertir en algo, escribir en un blog o un libro, hasta convertirte en un gran líder o un emprendedor de negocios.

Una vez que hayas logrado replantear tus metas, vuelve a realizar los tres puntos del establecimiento de metas.

Lograr metas para pensadores de hemisferio derecho

La clave para ti, un pensador del hemisferio derecho del cerebro, es profundizar en el significado de tus objetivos. La complicación que más frecuentemente tiene este tipo de pensadores es poner el pie adelante y comenzar a tomar acción. Te sugerimos empezar a ponerte metas cortas y alcanzarlas. Entrégate a ti mismo los avances de las actividades que más se te faciliten de modo que sean productivas para aprovechar al máximo tu cerebro, recuerda que eres creativo, pero úsalo para concretar tus tareas. Además de la forma de pensar, conoce tu comportamiento natural y establece metas que coincidan con ello, para tener éxito.

Quizá caigas en la trampa de anotar metas que probablemente no tiene sentido. En cambio, revisa tu lista y sueña a lo grande, puedes engañar a tu cerebro al pensar en las metas como una visión del futuro. Realiza un collage de tus metas y revisa las imágenes con frecuencia.

También puedes escribir tus metas en un procesador de textos o en simple papel, son útiles las conversaciones e interacciones con otras personas, recuerda que al ser un individuo creativo, se te ocurren muchas cosas, pero pocas las recuerdas después de dos o tres horas.

También haz que otras personas te mantengan enfocado o enfocada en tus tareas o actividades (clientes o colaboradores). Es increíble lo bien que funciona y que realmente lo vas a disfrutar.

En conclusión, en lo que respecta a la flexibilidad, las metas pueden ser modificadas siempre y cuando sean para lograrlas no para eliminarlas. Si lo prefieres, analiza situaciones claramente definidas y mide tus resultados, probablemente ya sabes que el establecimiento de metas es algo natural, sólo asegúrate de revisarlas con frecuencia para saber si es necesario cambiar algo para lograrlas. Prueba diferentes estilos de establecimiento de metas para afinar en el camino correcto.

¡Las metas están diseñadas para lograr el éxito. Usa tu cerebro para lograr grandes cosas en el 2013!

Comments

comments

Recommended Posts
Contáctanos

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.

8pilaresJim Collins: de bueno a grandioso en 8 pasos